Derecho virtual Logo

Cómo Estudiar Derecho si no tienes tiempo【7 Técnicas】

Cómo Estudiar Derecho si no tienes tiempo

¿Tienes un examen de Derecho dentro de poco y no tienes tiempo para estudiar? No te preocupes, este es un problema común para muchos estudiantes de Derecho. A lo largo de tu carrera, es probable que te enfrentes a esta situación en más de una ocasión.

Imagina esta escena: tienes varias asignaturas de Derecho pendientes y solo unos pocos días antes del examen para estudiarlas. La cantidad de material es abrumadora y puede parecer imposible retener toda esa información en tan poco tiempo. Sin embargo, déjame decirte que superar este desafío no es imposible.

Por esa razón, en este artículo te proporcionaré unos consejos prácticos y efectivos para estudiar y aprobar asignaturas de Derecho en situaciones en las que el tiempo juega en tu contra que a mí me sirvieron en su día.

Y es más, como valor añadido, mira este artículo con las 7 técnicas infalibles para estudiar Derecho de una forma más rápida y productiva, si no quieres que esta situación se repita en otra ocasión.

Las 7 técnicas infalibles para estudiar exámenes Derecho si no tienes tiempo

1. Identifica lo más relevante: Enfócate en lo que importa

Cuando el tiempo es escaso, es crucial identificar los temas más relevantes y enfocar tu estudio en ellos. No intentes abarcar todo el temario, ya que esto solo te llevará a una superficialidad que no te permitirá comprender ni retener la información de manera efectiva. Para hacer esto, aprovecha los recursos a tu disposición, como el conocimiento de tus compañeros y las indicaciones del profesor.

Descubre qué aspectos son prioritarios para el profesor y qué temas tienen mayor probabilidad de aparecer en el examen. Recuerda la regla del 80/20: aproximadamente el 80% de las preguntas del examen se basarán en el 20% del temario más relevante. Al enfocarte en esos temas clave, maximizarás tus posibilidades de éxito.

Supongamos que por ejemplo tienes que estudiar 300 páginas de Derecho Procesal Penal en un solo día. Aplicando la regla del 80/20, solo necesitarías enfocarte en aproximadamente 60 páginas. Asegúrate de identificar cuáles son esas 60 páginas y estudiarlas a fondo, comprendiendo los conceptos y sus implicaciones prácticas. Recuerda que el objetivo no es memorizar sin comprender, sino tener un dominio sólido de los temas más importantes.

¿SE TE ATRAGANTA LA CARRERA DE DERECHO?

Prueba GRATIS los cursos que te permitirán aprobar 7 veces más rápido. PROBAR AHORA

2. Utiliza un material de estudio efectivo: La importancia de los apuntes resumidos

Contar con un material de estudio adecuado puede marcar la diferencia en tu capacidad para comprender y retener la información en poco tiempo. No caigas en la trampa de estudiar directamente a partir de un manual extenso y detallado. Esto solo te consumirá tiempo y dificultará el proceso de asimilación de la información.

En su lugar, busca apuntes resumidos y materiales de estudio que sean concisos y se enfoquen en los puntos clave. Puedes recurrir a resúmenes de libros, esquemas, notas de clase o incluso materiales en línea confiables. Estos recursos te permitirán tener una visión general de los temas y te ayudarán a comprender los conceptos de manera más rápida y efectiva.

Si no tienes acceso a apuntes o resúmenes, puedes hacerlos tú mismo. Toma el temario y destaca los puntos más importantes de cada tema. Organiza la información de manera clara y concisa, utilizando técnicas como el subrayado, la creación de diagramas o la elaboración de tarjetas de estudio. Estos métodos visuales te ayudarán a recordar la información de manera más eficiente.

Ejemplo práctico: necesitas estudiar Derecho Civil en poco tiempo y no tienes apuntes disponibles, comienzas revisando el temario y resaltando los puntos clave de cada tema, como los elementos esenciales de un contrato, las condiciones para la validez de un testamento o los tipos de propiedad. Luego, organizas la información en un esquema o tabla resumida. Esto te permitirá tener una visión clara de los conceptos más importantes y te facilitará el estudio.

3. Establece un plan de estudio estructurado: Divide y conquista

Cuando el tiempo es limitado, es crucial tener un plan de estudio estructurado y realista. Dividir el material en secciones o temas más pequeños te ayudará a abordar el estudio de manera más organizada y eficiente. Establece metas diarias y fija un horario de estudio que se adapte a tus necesidades y preferencias.

Asigna bloques de tiempo específicos para cada tema o sección y asegúrate de seguir el plan de estudio de manera disciplinada. Trata de evitar las distracciones y concéntrate en cada tarea asignada. Recuerda que es más efectivo estudiar en intervalos cortos pero intensos, en lugar de largas sesiones de estudio sin descanso.

Ejemplo práctico: si tienes una semana para estudiar Derecho Constitucional, puedes dividir el material en secciones según los temas clave, como los derechos fundamentales, la estructura del Estado o los mecanismos de control constitucional. Asigna uno o dos días a cada sección y establece un horario específico para estudiar cada tema. Por ejemplo, puedes dedicar la mañana a los derechos fundamentales y la tarde a la estructura del Estado. Esto te permitirá abordar cada tema de manera más concentrada y efectiva.

4. Practica con ejercicios y casos prácticos: Aplica tus conocimientos

El estudio de Derecho no se trata solo de memorizar teorías y conceptos, sino de comprender cómo se aplican en casos prácticos. Incluye en tu plan de estudio la práctica de ejercicios y casos prácticos relacionados con los temas que estás estudiando. Esto te ayudará a consolidar tus conocimientos y a familiarizarte con la aplicación de la ley en situaciones reales.

Busca ejercicios y casos prácticos en libros de ejercicios, recursos en línea o incluso en antiguos exámenes. Intenta resolverlos por tu cuenta y luego compara tus respuestas con las soluciones proporcionadas. Si es posible, discute tus respuestas con otros estudiantes o profesores para obtener retroalimentación adicional.

Ejemplo práctico: Si estás estudiando Derecho Penal, busca casos prácticos relacionados con diferentes delitos, como el homicidio, el robo o el fraude. Analiza los casos, identifica los elementos constitutivos de cada delito y trata de aplicar los conceptos teóricos que has aprendido a la resolución de los casos. Puedes consultar el código penal, la jurisprudencia relevante y los comentarios de expertos para obtener más información sobre la aplicación de la ley en cada caso.

5. Descansa y cuida tu bienestar: El equilibrio es fundamental

Aunque el tiempo sea limitado, es importante recordar que el descanso y el cuidado personal también son fundamentales para un estudio efectivo. Asegúrate de incluir pausas regulares durante tus sesiones de estudio para descansar y recargar energías. No te exijas demasiado y escucha las necesidades de tu cuerpo y mente.

Además, mantén un estilo de vida saludable durante tu período de estudio. Duerme lo suficiente, come alimentos nutritivos, realiza actividad física y busca momentos de relajación o meditación. El equilibrio entre el estudio y el cuidado personal te ayudará a mantener un rendimiento óptimo y a evitar el agotamiento.

Ejemplo práctico: Establece intervalos regulares de descanso durante tus sesiones de estudio, como una pausa de 10 minutos cada hora. Durante estos descansos, puedes levantarte, estirarte, beber agua o hacer ejercicios de relajación para aliviar la tensión. Además, asegúrate de dormir al menos 7-8 horas cada noche y de alimentarte adecuadamente para mantener tu energía y concentración.

6. Utiliza técnicas de memorización y repaso efectivas: Refuerza tu retención de información

Cuando tienes poco tiempo para estudiar, es esencial utilizar técnicas de memorización y repaso efectivas para maximizar la retención de información. Aquí hay algunas estrategias que puedes aplicar:

  • Elabora tarjetas de memoria: Crea tarjetas con conceptos clave, definiciones o preguntas en un lado y las respuestas en el otro. Repasa estas tarjetas regularmente, enfocándote en aquellas que te resulten más difíciles. Puedes utilizar aplicaciones o plataformas en línea para crear tarjetas digitales y aprovechar el tiempo de espera, como viajes en transporte público, para repasarlas.
  • Aplica la técnica del repaso espaciado: En lugar de estudiar un tema en una sola sesión y luego olvidarlo, programa repasos periódicos a lo largo del tiempo. Dedicarás menos tiempo a cada sesión de repaso, pero la información se consolidará de manera más efectiva en tu memoria a largo plazo.
  • Explícale los conceptos a alguien más: Enseñar o explicar un concepto a otra persona es una excelente manera de reforzar tu comprensión y retención. Puedes encontrar un compañero de estudio o incluso hablar en voz alta simulando que le estás explicando a alguien. Esto te ayudará a identificar lagunas en tu conocimiento y aclarar conceptos difíciles.
  • Relaciona la información con ejemplos o casos prácticos: Asociar los conceptos teóricos con ejemplos concretos o casos prácticos facilita la comprensión y la retención de la información. Intenta encontrar situaciones reales que ilustren los conceptos que estás estudiando y cómo se aplican en la práctica.

Ejemplo práctico: Supongamos que estás estudiando Derecho Procesal en poco tiempo y necesitas memorizar los nombres y rasgos de los diferentes recursos. Puedes crear tarjetas de memoria con el nombre de cada parte en un lado y sus rasgos en el otro. Repasa las tarjetas regularmente y, cuando encuentres alguna parte difícil de recordar, repítela con más frecuencia.

Además, puedes explicarle a alguien más cómo funcionan los recursos, utilizando ejemplos y comparaciones para facilitar la comprensión. Por ejemplo, puedes comparar el recurso de queja con las faltas al árbitro en el fútbol.

Además, dado que esto suele pasar con asignaturas como Derecho Procesal, te dejo aquí un artículo donde te develaremos 5 secretos para estudiar y aprobar Derecho Procesal sin agobios.

7. Mantén una actitud positiva y confía en ti mismo(a): El mindset es importante

Cuando el tiempo es limitado, es fácil caer en la ansiedad y el estrés. Sin embargo, mantener una actitud positiva y confiar en tus habilidades es crucial para un estudio efectivo. Cree en ti mismo y en tu capacidad para aprender y comprender los temas en el tiempo que tienes disponible.

En lugar de centrarte en el tiempo que te falta, enfócate en utilizar sabiamente el tiempo que tienes. Celebra tus logros y avances, por pequeños que sean, y recuerda que cada paso cuenta hacia tu objetivo.

Recuerda también cuidar tu bienestar emocional. Si te sientes abrumado, tómate un momento para respirar profundamente, relajarte y recordar por qué estás estudiando. Establece metas realistas y celebra tus progresos.

Ejemplo práctico: Imagina que estás preparándote para un examen de matemáticas y tienes poco tiempo para repasar. En lugar de pensar en lo poco que has estudiado, enfócate en los temas que has logrado dominar y en cómo puedes aplicar tus habilidades en el examen.

Mantén una mentalidad positiva y repítete a ti mismo que eres capaz de enfrentar el desafío. Utiliza afirmaciones positivas, como “Estoy preparado y puedo hacerlo”, para fortalecer tu confianza en ti mismo.

Conclusiones

Estudiar Derecho con poco tiempo puede ser un desafío, pero no es imposible. Aplicando las técnicas adecuadas, puedes maximizar tu tiempo y mejorar tus posibilidades de éxito. Por tanto, enhorabuena, al aprender estas claves estas preparado para esas situaciones límite, aunque evitarlas es lo más recomendable.

Por esa razón, como recompensa por haber llegado hasta aquí, mira este artículo si no quieres perderte la ocasión se saber los hábitos de los estudiantes de derechos sobresalientes.

Y por último, si no quieres perderte de más contenido como este de forma divertida y amena, mira este video de Derecho Virtual.

¿SE TE ATRAGANTA LA CARRERA DE DERECHO?

Prueba GRATIS los cursos que te permitirán aprobar 7 veces más rápido. PROBAR AHORA

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuarlo!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Author

  • José María Nuñez

    Estudiante del Máster de la Abogacía de Cáceres con una pasión por el Derecho Mercantil. Apasionado por hacer el derecho más accesible para todos

    View all posts

Mas consejos de derecho: