Derecho virtual Logo

Descubre que es el Derecho Romano y sus pilares con 2 Ejemplos

Derecho Romano

¿Qué es el Derecho Romano? ¿De dónde provienen las leyes que hoy rigen nuestras vidas? ¿Cómo es posible que decisiones tomadas hace más de dos mil años sigan influyendo en nuestros sistemas legales actuales?

Si estas estudiando Derecho, es normal que esta materia te cueste por la gran cantidad de latinajos que hay y por que lo normal es que la estudieis el primer año de carrera, donde obtenéis las bases.

Por esa razón, si no quieres que pase el refrán de no hay verano sin romano, aquí tienes un artículo especial para ti.

Y además, verás como en menos de 10 minutos y con ejemplos prácticos adquirirás las bases de esta asignatura para que cuando la estudies los comprendas todo 3 veces más rápido.

Así que no pierdas esta oportunidad.

¿SE TE ATRAGANTA LA CARRERA DE DERECHO?

Prueba GRATIS los cursos que te permitirán aprobar 7 veces más rápido.

PROBAR AHORA

¿Qué es el Derecho Romano? 2 Ejemplos

El Derecho Romano es el sistema legal desarrollado durante la existencia de la antigua Roma, desde su fundación en el siglo VIII a.C. hasta la caída del Imperio Romano de Occidente en el siglo V d.C. Pero su influencia va mucho más allá de esas fechas. A través de los textos y principios jurídicos romanos, se establecieron las bases del derecho civil que, directa o indirectamente, rigen hoy muchas legislaciones a nivel mundial.

Tomemos, por ejemplo, el concepto de “contrato”, piedra angular en el mundo del comercio y las transacciones internacionales de hoy. La noción de contrato, tal como lo entendemos en la actualidad, con sus elementos de oferta, aceptación, obligatoriedad y cumplimiento, encuentra sus orígenes en las prácticas comerciales y los principios legales de la Roma antigua. Los romanos fueron pioneros en la formulación de tipos de contratos, tales como la compraventa, el arrendamiento o la sociedad, estableciendo así los cimientos sobre los cuales se edificaría todo el derecho contractual moderno.

Historia del Derecho Romano

El desarrollo del Derecho Romano se puede comprender a través de cuatro períodos históricos esenciales:

  1. Período Arcaico:

Este es el amanecer del Derecho Romano, donde se establecieron las bases de prácticas jurídicas fundamentales, como el matrimonio, el voto en la asamblea y el comercio.

Un ejemplo destacado es la creación de la ley de las Doce Tablas, redactada alrededor del 450 a.C. Este código legal fue una respuesta a la demanda popular por un sistema de leyes escritas y accesibles, garantizando transparencia y equidad en el tratamiento de ciudadanos y extranjeros por igual.

  1. Período Preclásico

En esta etapa, la administración de la justicia se expande más allá de los pontífices religiosos para incluir figuras como el pretor y los jurisconsultos. Estos últimos pueden considerarse entre los primeros especialistas en derecho, cuyo conocimiento y experiencia comenzaron a moldear el derecho en una profesión más definida y compleja.

Por ejemplo, el pretor urbano, que surgió en esta etapa, se encargaba de los casos entre ciudadanos romanos, mientras que el pretor peregrino atendía las disputas que involucraban a extranjeros. Esta diferenciación ayudó a adaptar el derecho romano a una sociedad cada vez más diversa.

  1. Periodo Clásico:

Se considera la era dorada del Derecho Romano, marcada por la introducción de la ley del proceso formulario. Esta innovación brindó mayor precisión en la aplicación e interpretación de la ley, refinando los procedimientos legales y enriqueciendo el corpus jurídico con interpretaciones y principios más sofisticados.

Ejemplo claro de esto es la ley del proceso formulario representa un avance significativo. Un caso emblemático es el uso de fórmulas escritas para estandarizar los procedimientos judiciales, lo que permitía a las partes entender mejor sus derechos y obligaciones, aumentando la eficiencia y justicia en los procesos legales.

  1. Período Posclásico:

Esta fase se caracteriza por una creciente centralización del poder en la figura del emperador, quien asumió un rol predominante en la creación del derecho a través de edictos y decretos. Las constituciones imperiales de este período no solo consolidaron la autoridad imperial sobre la ley sino que también influyeron en el desarrollo posterior del derecho en Europa.

Un ejemplo representativo de este período es la compilación de las constituciones imperiales en el Código de Teodosio. Este código, promulgado en el 438 d.C., recogía las leyes emitidas por los emperadores, consolidando el papel central del emperador en la legislación y sirviendo de modelo para futuras codificaciones.

Los 4 Pilares del Derecho Romano: Nuestro legado

El Derecho Romano descansa sobre 4 pilares fundamentales que han permeado hasta la actualidad:

  1. La terminología legal

Las expresiones latinas siguen siendo piedras angulares en el lenguaje jurídico actual. Por ejemplo, “Dura lex, sed lex”, refleja la ineludible rigidez de la ley, una realidad palpable cuando los tribunales aplican leyes de manera estricta, independientemente de las consecuencias severas que puedan derivarse.

Asimismo, “in dubio pro reo” subraya el principio de presunción de inocencia, fundamental en sistemas jurídicos como el estadounidense y el español, asegurando que, ante la duda, se debe favorecer al acusado.

  1. Derecho de Familia

La antigua Roma colocó a la familia en el corazón de la sociedad, una perspectiva que resuena en las legislaciones contemporáneas sobre matrimonio, tutela, y patria potestad. La custodia compartida es un ejemplo moderno de cómo se valora la cooperación parental y el bienestar familiar tras un divorcio, reflejando la importancia romana de la unidad familiar.

  1. El Derecho de las Mujeres

Aunque en un contexto de desigualdad, las mujeres en Roma disfrutaban de ciertos derechos que sentaron precedentes para la evolución de los derechos femeninos. Hoy, el legado romano se observa en el reconocimiento del derecho de las mujeres a poseer y heredar bienes, y en el derecho al divorcio, estableciendo bases para la igualdad de género en el ámbito legal.

  1. Derecho Procesal

Los romanos fueron pioneros en establecer la importancia de un proceso judicial justo y transparente. En la actualidad, el concepto de “debido proceso” en el sistema legal de Estados Unidos encapsula este legado, garantizando que todas las personas tengan derecho a un juicio justo y a una defensa adecuada, principios que reflejan la meticulosa atención de Roma por los procedimientos civiles justos.

Veamos el legado del Derecho Romano con 2 ejemplos

Ejemplo 1: Contratos

Marco y Lucía concluyen un contrato de compraventa (emptio venditio), estableciendo términos sobre bienes y precios. En la era moderna, Ana y Juan elaboran un contrato detallado al comprar una casa, especificando bienes, precios, condiciones de entrega y responsabilidades. Reflejando los principios romanos, el contrato protege los intereses de ambas partes.

Ejemplo 2: Derecho de Familia

En Roma, Julio actúa como tutor (tutela) y administrador de los bienes de María, quien es incapaz de gestionarlos sola. En tiempos actuales, María designa a su hermana Laura como tutora legal para su hijo tras su fallecimiento, asegurando su bienestar y administración de la herencia. Este proceso, inspirado en las prácticas romanas de tutela y curatela, protege los derechos de los menores en situaciones similares.

Conclusión

Enhorabuena, ahora ya eres todo un ciudadano romano listo para debatir en foro.

Fuera coñas, esta asignatura es muy ardua hasta que la empiezas a entender, pero sabiendo su historia y sus pilares con estos ejemplos, estas más que listo para entender cualquier concepto de esta asignatura y asegurarte ese aprobado.

En resumen, en menos de 10 minutos has aprendido que el Derecho Romano es mucho más que una colección de leyes antiguas; es la piedra angular sobre la cual se han edificado los sistemas legales contemporáneos. Desde la terminología legal, que sigue impregnando nuestro vocabulario jurídico con frases como “Dura lex, sed lex” e “In dubio pro reo”, hasta las prácticas de derecho de familia que continúan influenciando nuestras leyes sobre matrimonio y tutela, el legado del Derecho Romano es innegable. Asimismo, los derechos de las mujeres y el procedimiento civil justo, aunque concebidos en un contexto muy diferente al actual, siguen resonando en nuestros principios legales modernos.

Y como recompensa, si consideras que eres un mal estudiante, este artículo es para ti.

Por tanto, si has aprendido con este artículo, tu valoración nos sirve como agradecimiento. Y ya sabes, si tienes alguna duda, Derecho Virtual es tu academia.

¿SE TE ATRAGANTA LA CARRERA DE DERECHO?

Prueba GRATIS los cursos que te permitirán aprobar 7 veces más rápido.

PROBAR AHORA

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuarlo!

Promedio de puntuación 1 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Autor

Mas consejos de derecho: